lunes, junio 24

El Gobierno pone en marcha acciones contra efectos de la crisis climática

GOBIERNO

Ante los efectos de la crisis climática que afecta a gran parte del planeta, la administración liderada por el primer mandatario Luis Arce puso en acción planes para mitigar las pérdidas generadas por sequías, incendios y otros fenómenos.

“Tampoco podemos desentendernos de la crisis climática global, que es una de las manifestaciones de la crisis sistémica mundial del capitalismo y que está afectando a nuestro país con incendios, sequías prolongadas, merma en las precipitaciones y otros fenómenos extremos, verdaderos shocks de la naturaleza”, aseveró Arce durante el informe que brindó a toda la población por el tercer año de su mandato.

Al evento, que se desarrolló en el hemiciclo legislativo, asistieron todos los ministros de Estado, representantes de múltiples organizaciones sociales, Fuerzas Armadas y la Policía Boliviana.

La autoridad dio a conocer que una de las principales acciones fue la puesta en marcha del Plan Plurinacional de Respuesta Inmediata a la Sequía, a partir del cual se brindó apoyo a 300 municipios aproximadamente, y a las más de 7.500 comunidades en todo el territorio nacional.

“Para facilitar nuestra labor de ayuda a estas comunidades afectadas, agradeceremos a la Cámara de Senadores aprobar el proyecto de Ley de Financiamiento Externo por 150 millones de dólares, que nos permitirá destinar aun más recursos para luchar contra la sequía, inundaciones y proteger a la población más vulnerable”, agregó.

En referencia a la crisis climática, el Primer Mandatario hizo conocer la posición de su gobierno en la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas, en Nueva York, en septiembre. Allí demandó a los países industrializados asumir la responsabilidad que tienen como principales promotores de esta situación y exigió una compensación para los países en desarrollo que sufren sus efectos. Este fondo sería utilizado para mitigar las pérdidas generadas por sequías, incendios e inundaciones, entre otros, y generar planes de adaptación al cambio climático.

En el país, el Gobierno activó el Plan Plurinacional de Respuesta Inmediata a la Sequía para dotar a las familias afectadas de tanques de almacenamiento de agua, además de semillas, abonos y fertilizantes, luego de dos gestiones donde la sequía y los incendios han generado grandes pérdidas para la población, sobre todo en zonas rurales.

El propósito del Plan Plurinacional de Respuesta Inmediata a la Sequía es garantizar la provisión de agua para consumo humano, riego y ganadería en los municipios afectados por la sequía.

Una de las metas de este año es la excavación de mil pozos, que servirán para mitigar el requerimiento de agua en diversas comunidades rurales del país.

Por otra parte, entre los años 2020 y 2023 la gestión actual invirtió Bs 8.200 millones para asegurar el suministro de agua, tanto en proyectos de riego como en agua y saneamiento, en todo el país.